38- Un día de trabajo en la Eco-Aldea Sòlheimar

Llevamos más de una semana en Sòlheimar, uno de los mayores “ecovillages” de- Europa. En este link podéis encontrar una base de datos de las Eco-Aldeas existentes.

 Entrada de la eco-aldea

Entrada de la Eco-Aldea

Me he integrado en el grupo de personas voluntarias que trabajan en esa eco-aldea durante un largo periodo, de 3 meses a un año. Muchas de ellas pertenecen a la red de voluntarios de: EVS (el que quiera venir a este fabuloso lugar que investigue en la página). Yo me siento afortunado de tener la oportunidad de formar parte de esta pequeña comunidad durante la limitada estancia de 2 semanas!

El tiempo pasa de prisa, sobre todo durante la semana, donde el ritmo de trabajo está muy establecido y aunque sea un ritmo ligero, es constante y dedicado.

  • El día de la comunidad empieza con una reunión conjunta donde cada miembro tiene la oportunidad de comunicar sus problemas, alegrías y planes. Formados en un gran circulo de 70 personas agarradas por la mano, al lado de la casa más antigua de la comunidad, con un canto en islandés terminamos la reunión dando las gracias por el nuevo día!
Reunión inicial del día con todos los miembros de la comunidad

Reunión inicial del día con todos los miembros de la comunidad

  • Tras ello cada persona se dirige a su actividad, todas ellas en diferentes edificios: panadería, carpintería, taller de cera, taller de pintura, cerámica, jabones y cremas, viveros, invernaderos de vegetales, producción de plantas medicinales, cocina, oficinas, aulas de estudio, investigación aplicada para avanzar con la eco-tecnología,…
Carpintería y taller de figuras de madera con Cristelle.

Carpintería y taller de figuras de madera con Cristelle.

  • Y trabajamos tranquilos pero sin pausa, hasta que llega la hora del café. En el trabajo se mezclan las diferentes personas de la organización: los gerentes, los trabajadores, los voluntarios, los discapacitados y familiares. Es una mezcla equilibrada, donde cada uno logra ayudar al otro.
  • La pausa de la comida se hace a las 12:00 y todas las personas se dirigen al comedor común. En ella, algunos voluntarios y los dos chef ya tienen preparada la comida: vegetariana o carnívora. Tratan que todos los ingredientes sean locales y de producción ecológica, pero no es fácil, ni uno ni otro. El certificado nacional de productos obliga a los productores a que su producto sea en un 75% ecológico para conseguir el certificado. Después tienen un distintivo adicional para aquellos que sean más de un 95 % ecológicos. Es por ello que lo ecológico no es del todo ecológico, pero como nos explicaban en la panadería de Sòlheimar, por ejemplo aún no es viable conseguir mantequilla y huevos ecológicos en Islandia.
Hora de la comida en común.

Hora de la comida en común.

  • Tras la pausa de la comida las actividades continúan; pero la mayoría de los discapacitados cambian su actividad, y en la pausa dan un paseo por los alrededores haciendo un poco de actividad física.
  •  A las 17:00 se termina el trabajo, y en cada taller se reúnen las personas y agarradas de la mano, dan gracias y cierran su jornada.
Cierre del día en la panadería, tras un duro día de trabajo exponemos nuestra producción!

Cierre del día en la panadería, tras un duro día de trabajo exponemos nuestra producción!

  • Tras ello, todo el mundo se relaja, hablamos y hacemos un poco de actividad en la piscina, gimnasio o en los alrededores. Para terminar el día la cena, tertulia y lectura…

Poco a poco uno va perdiendo la referencia del tiempo y también del exterior… y se adentra en esta pequeña y agradable realidad comunitaria, en este esplendido lugar, con esta esplendida gente!

Pozo geotérmico, turbina de agua y algunos de los hogares de bioconstrucción de los trabajadores.

Pozo geotérmico, turbina de agua y algunos de los hogares de bioconstrucción de los trabajadores.

Hogares de los discapacitados, iglesia, centros de manualidades, oficinas, teatro-gimnasio, comedor y al fondo dormitorios de voluntarios, aulas de estudio y más hogares de discapacitados.

Talleres de arte, tienda, cafetería, invernaderos de planta de árbol, vegetales y hierbas medicinales.

Talleres de arte, tienda, cafetería, invernaderos de planta de árbol, vegetales y hierbas medicinales.

En lo que se refiere a la gente que forma la comunidad, somos alrededor de 100 personas. 40 trabajadores, 10 voluntarios, 43 discapacitados (de los cuales 9 no tienen movilidad y están permanentemente en un edificio especial) y familiares de los discapacitados que vienen a visitar durante algunos días a los mismos.

La tienda de productos producidos en Sòlheimar (velas, cremas, artesanía, pasteles, vegetales,...) y productos importados para la comunidad.

La tienda de productos producidos en Sòlheimar (velas, cremas, artesanía, pasteles, vegetales,…) y productos importados para la comunidad.

Y en lo que se refiere a edificios, además de los lugares de trabajo y ocio hay una tienda y una cafetería donde la gente de la comunidad compra sus productos del día a día (muchos de ellos productos importados) y también los turistas y familiares de los discapacitados compran los productos que se realizan en la eco aldea.

Plano superior de la Eco-Aldea.

Plano superior de la Eco-Aldea.

Y por último unas fotografías para ver los alrededores:

Deja un comentario

Archivado bajo Ekobidaia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s